CESAVE CHIAPAS

Manejo Fitosanitario en Apoyo a la Producción para el Bienestar

Campaña Fitosanitaria

Spodoptera frugiperda

El Manejo Fitosanitario en Apoyo al Programa Producción para el Bienestar está dirigida a los cultivos de máiz y frijol, mismo que son considerados dentro de la canasta básica los productos alimenticios de los mexicanos; por ello, que para incrementar sustancialmente la producción de estos granos en el estado de Chiapas, es importante dar especial atención a los aspectos fitosanitarios, ya que las plagas y enfermedades asociadas a éstos ocasionan pérdidas catastróficas si no se detectan y se controlan de manera oportuna.

En el caso del maíz, en 2018 se sembraron aproximadamente 665,218 hectáreas, ocupando el 1er. lugar en superficie sembrada a nivel nacional, con un volumen de producción de 1,147,899 toneladas que representa $4,510,888,880 millones de pesos del valor de la producción, y su rendimiento promedio fue de 1.76 toneladas por hectárea (SIAP, 2020).

En relación al cultivo de frijol, en el 2018 representó el 4º lugar a nivel nacional, con 112,332 hectáreas sembradas y 1,196,192 toneladas producidas con un valor de la producción de 13,405,089 millones de pesos, siendo su rendimiento promedio de 0.75 toneladas por hectárea (SIAP, 2020).

  • Detectar oportunamente el gusano cogollero (Spodoptera frugiperda) y mancha del asfalto (Phyllachora maydis, Monographella maydis y Coniothyrium phyllacorae) en maíz, y conchuela del frijol (Epilachna varivestis) y roya del frijol (Uromyces phaseoli) en el cultivo de frijol para emitir las alertas fitosanitarias correspondientes e informar a los productores de los municipios de Acala, Amatenango del Valle, Ángel Albino Corzo, Cintalapa, Chiapa de Corzo, Chenalhó, Chiapilla, Frontera Comalapa, Jiquipilas, La Trinitaria, La Concordia, Oxchuc, Ocozocoautla de Espinosa, Pantelhó, Tapachula, Teopisca, Villaflores y Villa Corzo para promover las acciones fitosanitarias de manejo integrado.

  • Coadyuvar en la protección fitosanitaria del cultivo de maíz y frijol, mediante la aplicación de medidas fitosanitarias, enfocadas a la prevención y control de focos de infestación en los municipios de Acala, Amatenango del Valle, Ángel Albino Corzo, Cintalapa, Chiapa de Corzo, Chenalhó, Chiapilla, Frontera Comalapa, Jiquipilas, La Trinitaria, La Concordia, Oxchuc, Ocozocoautla de Espinosa, Pantelhó, Tapachula, Teopisca, Villaflores y Villa Corzo.
  • Se fundamenta en los artículos 32 y 33 de la Ley Federal de Sanidad Vegetal, en la Norma Oficial Mexicana NOM-081-FITO-2001, Manejo y eliminación de focos de infestación de plagas, mediante el establecimiento o reordenamiento de fechas de siembra, cosecha y destrucción de residuos.

    Las actividades de muestreo, trampeo, control etológico, control biológico y control químico, se realizarán conforme a lo establecido en las Estrategias Operativas del Manejo Fitosanitario en Apoyo a la Producción para el Bienestar 2020 (para el cultivo del maíz y frijol); publicadas en el sitio Web del SENASICA.

  • Muestreo
  • Esta acción se realizará con la finalidad de detectar daños de gusano cogollero (Spodoptera frugiperda) y el complejo de la mancha del asfalto (Phyllachora maydis, Monographella maydis y Coniothyrium phyllacorae), apoyándose de las escalas de daño, valores poblacionales y umbrales de acción para definir el momento oportuno de iniciar alguna medida de trampeo masivo (etológico) y/o control.

  • Trampeo
  • Con el objeto de tener bajo monitoreo, se instalarán trampas en una densidad de 1 trampa cada 5 hectáreas que servirán para conocer la dinámica poblacional de gusano cogollero (Spodoptera frugiperda), con el fin de fortalecer los esquemas de atención fitosanitaria. El hecho de construir esta información permitirá emitir las alertas fitosanitarias tempranas que ayuden a una mejor toma de decisiones y evaluar las alternativas de control.

    En caso de contar con disponibilidad presupuestal se iniciarán medidas de control por parte del CESAVE CHIAPAS, o en su defecto en las pláticas que se organicen con los productores se hará de su conocimiento las alternativas que se encuentran disponibles para el adecuado combate del gusano cogollero y de la mancha del asfalto para el cultivo de maíz en cada región productora.

  • Control
  • Una vez que se tengan las densidades poblacionales, se definirá las medidas de control que se van a implementar, con el objeto de reducir los niveles de daños económicos a la producción.

    En caso de que el gusano cogollero (Spodoptera frugiperda) alcance los umbrales de acción, se evaluará la mejor alternativa de control, priorizando el control etológico, mediante la instalación de trampas en una densidad de 6 trampas/hectárea, posteriormente el control biológico, en donde se está programando hacer liberaciones del parasitoide Trichogramma exiguum, en dosis de 10-20 pulgadas cuadradas/hectáreas y así mismo se está planeando el uso de Bacillus thuringiencis para realizar 3 aplicaciones foliares en dosis de 0.5 a 1.0 litro/hectárea y en caso de que las condiciones climáticas no sean favorables para realizar aplicaciones del material biológico y/o exista desabasto del mismo, se utilizará spinetoram en dosis 100 ml/hectárea

    Así mismo se está programando atender el complejo de mancha de asfalto, mediante el uso de fungicida sistémico llamado Azoxystrobin + propiconazole, utilizando una dosis 0.5 litros/hectárea, realizando 2 aplicaciones en caso de ser necesario.

  • Capacitación
  • Se impartirán pláticas a productores de maíz con la finalidad de concientizarlos de la problemática fitosanitaria y se dará a conocer la estrategia de manejo de las plagas de importancia económica del maíz; principalmente en medidas de prevención y mitigación de plagas que ponen en riesgo, el objetivo es de incrementar los rendimientos y reducir la brecha de dependencia alimentaria.

  • Supervisión
  • Esta actividad será realizada por personal técnico de la Dirección General de Sanidad Vegetal (DGSV), personal de la Representación Estatal del SENASICA, Gerente, Coordinador de Proyecto en el Estado y/o Profesional de Proyecto, el cual se generarán la evidencia documental que contenga como mínimo el periodo y zona de supervisión, listado de predios supervisados, observaciones detectadas y recomendaciones para mejorar la operación del programa de manejo fitosanitario.

  • Evaluación
  • La evaluación del programa será anual con la finalidad de conocer el cumplimiento de los objetivos y metas específicas comprometidas en el programa de trabajo, dicho informe deberá ser remitido a la DGSV. La información correspondiente a los programas de trabajo y avances será ingresada por los Organismos Auxiliares de Sanidad Vegetal al sistema Informático que determine la DGSV. El personal técnico será responsable de la captura de metas físicas y el personal administrativo de lo correspondiente al ejercicio de recursos.

  • Muestreo
  • La presente actividad se llevará a cabo con el objeto de detección oportuna de la conchuela (Epilachna varivestis) y roya (Uromyces appendiculatus), que de acuerdo a la Estrategia Operativa del Manejo Fitosanitario en Apoyo a la Producción para el Bienestar 2020 (para el cultivo de frijol). La acción de muestreo nos permitirá emitir las alertas fitosanitarias tempranas que nos ayuden a una mejor toma de decisiones y evaluar las alternativas de control de manera oportuna.

  • Control
  • Se llevarán a cabo acciones de control contra conchuela (Epilachna varivestis), una vez se tengan los umbrales económicos del cultivo de frijol, en donde se priorizará el uso de hongos entomopatógenos, utilizando Beauveria bassiana, en una concentración mayor a 1x109 esporas/mililitro, aplicando una dosis de 0.5 kg/hectárea.

    La estrategia de control se definirá con base en la biología y hábitos de la plaga y la enfermedad, la etapa fenológica del cultivo, los recursos financieros disponibles, los productos que se comercializan en la región; en la medida de lo posible y siempre que el nivel poblacional de las plagas y enfermedades aún lo permita, se privilegiará el uso de y biológico, dejando como última alternativa el control químico con los ingredientes activos que se recomiendan en la Estrategia Operativa del Manejo Fitosanitario en Apoyo a la Producción para el Bienestar 2020, en caso que las condiciones climáticas o desabastos del material biológico no se tenga disponible, se está programando utilizar thiametoxam, utilizando una dosis de 0.5 litros/hectárea. Además, se está programando atender roya del frijol mediante el uso de fungicida sistémico, como lo es propiconazole, utilizando una dosis 0.5 litros/hectárea.

  • Capacitación
  • Se impartirán pláticas a productores de frijol con la finalidad de concientizarlos sobre la problemática fitosanitaria del cultivo y que conozcan la estrategia de manejo de las plagas de importancia económica del frijol; principalmente en medidas de prevención y mitigación de plagas que ponen en riesgo la producción, con el objetivo de incrementar los rendimientos y reducir la brecha de dependencia alimentaria.

  • Supervisión
  • Esta actividad será realizada por personal técnico de la Dirección General de Sanidad Vegetal (DGSV), personal de la Representación Estatal del SENASICA, Gerente, Coordinador de Proyecto en el Estado y/o Profesional de Proyecto, en el cual se generarán la evidencia documental que contenga como mínimo el periodo y zona de supervisión, listado de predios supervisados, observaciones detectadas y recomendaciones para mejorar la operación del programa de manejo fitosanitario.

  • Evaluación
  • La evaluación del programa será anual con la finalidad de conocer el cumplimiento de los objetivos y metas específicas comprometidas en el programa de trabajo, dicho informe deberá ser remitido a la DGSV. La información correspondiente a los programas de trabajo y avances será ingresada por los Organismos Auxiliares de Sanidad Vegetal al sistema Informático que determine la DGSV. El personal técnico será responsable de la captura de metas físicas y el personal administrativo de lo correspondiente al ejercicio de recursos.

    La implementación del Manejo Fitosanitario en Apoyo a la Producción para el Bienestar para el cultivo de maíz y frijol impactará de manera positiva, disminuyendo pérdidas en la producción causadas por el gusano cogollero, mancha del asfalto en cultivo de maíz y conchuela y roya en el cultivo de frijol, las cuales oscilan de hasta en un 20 y 60% de daño respectivamente, con ello se contribuye a la protección del cultivo de 164,275.46 hectáreas de maíz y 26,614.67 hectáreas de frijol en el estado de Chiapas, a través de la emisión de alertas fitosanitarias tempranas que permitan la implementación de medidas de control por parte del productor, consiguiendo disminuir el porcentaje de incidencia de las plagas en cuestión y contribuyendo a la mejora del rendimiento y calidad de la producción permitiendo un mejor posicionamiento en el mercado local.

    Spodoptera frugiperda Impacto Sanitario
    CESAVE CHIAPAS